martes, 19 de julio de 2011

El Barro


Para mi el barro siempre ha sido de lo más gratificante. Ahí pongo algunas obras primero en crudo y luego cocidas a 920 grados. El cristo fue a petición de un compañero, gaditano, devoto del "greñúo". Nunca se me han dado bien los santos en la cerámica. Raro ha sido el que ha salido a la primera. Siempre han dado problemas y averías, como la vida misma.
Ahí va una muestra.











7 comentarios:

Martine dijo...

Siempre admiré esta facultad de plasmar con las manos lo que la mente, los sentimientos te dictan, lo ejecutas a las mil maravillas Manuel.
¡Qué bien que te hayas decidido a abrir un Blog y que compartas con nosotros tus obras, gracias de corazón !
Un abrazo sentió y admirativo.

MAMÉ VALDÉS dijo...

Que caja de sorpresas, te veo exponiendo en nuestra sala muy pronto, un saludo a los dos.

María dijo...

Que veinte años dicen que no es nada, ¡no que va!
Se te ve tan jóven...y aún lo sigues siendo.
Qué bueno recordar esas obras.

Besos

Ciberculturalia dijo...

Me gustan tus caras. Tienen fuerza. Son potentes. Debe ser una maravilla poder modelar con las manos y dejar que vayan apareciendo tus creaciones. Tengo una amiga también ceramista que me ha prometido enseñarme este otoño aprovechando mi jubilación. Ya te contaré
Un beso

josefina dijo...

Me encanta ver trabajar el barro, de pequeña jugábamos en un obrador, en el que había dos pozos de barro dispuestos para que los moldease el señor Ricardo Carras, me encantaba verlo trabajar y sacar con sus manos esas vasijas y demás cosas con sus manos.
Al mismo tiempo enfrente tenía mi padre el taller de carpintería, y aun tengo el olor a la madera en mi mente.

Feliz de seguir tu blog, un abrazo
rereddr

Freia dijo...

He recibido hoy los enlaces de la bitácora. Creía que no habías publicado nada. Llego pues tarde, como casi siempre.

Eres todo un maestro, Manuel. Y, jejeje, me ha encantado eso de que los santos siempre dan problemas.

Chapeau, gaítano! Me voy a por la otra entrada.

Higorca Gómez dijo...

Barro entre las manos, caliente, vivo, maravillas de formas que al terminar se puede ver el alma del artista. Manos que hay dando forma para dar vida.
Precioso blog, enhorabuena por tan bellas obras.
Saludos